Los políticos y los actos religiosos

 

bitmap

 

José Luis Iglesias, Presidente de Asturias Laica

Hace ya más de cinco años que la Asociación Asturias Laica viene reivindicando públicamente en presencia de las autoridades el día 29 de Junio en Gijón, que dejen de asistir a los actos y ceremonias de carácter religioso.

En sus comienzos fuimos acusados desde anticristianos hasta destructores de tradiciones y culturas pasando por laicistas radicales y no se cuantos más improperios.

Pero la insistencia paciente y respetuosa por nuestra parte, lentamente comienza a dar sus frutos. Hoy todo el mundo sabe que nosotros manifestamos nuestro máximo respeto a todas las personas que a titulo privado y personal asisten a la ceremonia religioso católica de la bendición de las aguas el día 29 de Junio en los jardines del Campo Valdés en Gijón junto a la iglesia de San Pedro. ¡Faltaría más! No puede ser de otra manera cuando precisamente nosotros trabajamos por la libertad de conciencia de todos y todas y que las personas puedan colectiva y públicamente manifestar sus creencias e ideologías. Es más hasta nos congratula que las personas puedan ejercer sus derechos en paz y en convivencia.

Lo que Asturias Laica viene pidiéndole año tras año a las autoridades es que dejen de asistir a las ceremonias religiosas en calidad de tales. Y la cuestión es fácil de entender. Vivimos en una sociedad plural. Hay muchos y variados colectivos con distintas creencias o ninguna, con distintas ideologías, con distintas interpretaciones religiosas del mundo y de la vida. Y es bueno que así sea,  pues la pluralidad es riqueza cultural, política, social y religiosa. Pero la base de la convivencia pacífica entre todos y todas es la democracia y en democracia todos somos iguales y ninguno debe ser preferido por las autoridades frente a otros, porque entonces se quiebra la igualdad entre ciudadanos.

¿Porqué las autoridades municipales, militares y políticas de Gijón solo asisten a las ceremonias de rito católico? ¿Por qué no vemos al Sr. Santiago Martínez Argüelles, concejal del PSOE, como tal concejal, endomingado con su traje y su corbata en las manifestaciones públicas y ceremonias de las asociaciones nudistas? por ejemplo. ¿Por qué no vemos al comandante de marina de Gijón como tal y con su blanco uniforme en las ceremonias de la Iglesia Ortodoxa de Rumania existente en Gijón? ¿Por qué no vemos al comandante de la guardia civil, como tal, de uniforme y con acharolado tricornio en las ceremonias del Ramadan de la comunidad musulmana de nuestra ciudad? ¿Por qué no vemos a los concejales del PP en cuanto tales, asistir respetuosamente a las ceremonias de la iglesia evangélica participando en sus cantos?¿Porqué no vemos a la Excma. Sra. Alcaldesa de Gijón, Carmen Moriyón, de Foro Asturias en todas estas ceremonias: musulmanas, ortodoxas, evangélicas, adventistas o al círculo de ateos y ateas? ¿Por qué?.

 ¿No estaría mejor que no pudiendo asistir a todo y a todas se mantuvieran neutrales, y respetando a todos y a todas no asistieran a ninguna y dejaran de mezclar la Política con la Religión?

 Lo saben. Año tras año respetuosamente se lo pedimos, pero se hacen los sordos. Aquí no pasa nada. Todo sigue igual y como si fueran fieles discípulos de Parmenides están instalados en el “Nada cambia, todo permanece eternamente por los siglos de los siglos”.

Parece que no se enteran o no se quieren enterar de que las cosas sí que cambian. Aunque sea lentamente. España se ha secularizado en su pluralidad. Estas presencias en este tipo de ceremonias no solo se ven como algo del pasado de una España casposa y anticuada sino que ya tienen un coste político. Es una gota más de ese torrente de votos que se aleja día a día de quienes se empeñan en mantener estas actitudes.

Otro año más Asturias Laica convoca el día 29 a las 12 horas en los jardines del Campo Valdés, este acto cívico y pacifico de reafirmación laicista para decirle, para exigirles a las autoridades de Gijón en su misma presencia que se abstengan de participar en actos religiosos. Que ese no es su sitio. Que están donde no deben. Que no los elegimos para esto. Que es hasta incluso una falta de respeto a la misma religión.

Lo más probable es que algunas de las autoridades que el día 29 acudan a la bendición de las aguas será la última vez que cometan este desprecio a la ciudadanía, que no los eligió para estas cosas y será la ciudadanía, la que con sus votos, por esta y otras cosas los devuelva a la vida privada que es donde deben estar quienes por no habernos representado ni adecuada ni dignamente no merecen nuestra confianza para ocupar cargos públicos. Y nos alegrará que Asturias Laica, aunque sea en un mínimo porcentaje, haya contribuido a ello.

Quiero aprovechar la oportunidad para desearle al Sr. Párroco de San Pedro un buen día de la bendición de las aguas junto a su feligresía. Adecuarse a los nuevos tiempos, como piensan también los cristianos de Asturias Laica es bueno para el Estado y la Religión y que estuvieran separados, que no lo están, sería mejor para todos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: